Villa Educación

Martes 22 de agosto de 2017

.: Filtro de Proyectos :.



¿QUÉ ES EL HOMBRE?

Se cuenta del rabino Bunam de Przysucha, uno de los últimos grandes maestros del jasidismo, que habló así una vez a sus discípulos: “Pensaba escribir un libro cuyo titulo seria Adán, que habría de tratar del hombre entero. Pero luego reflexione y decidí no escribirlo.”




INICIACIÓN LOS DEPORTES DE EQUIPO

Sin lugar a dudas podemos asegurar que hasta ahora la pedagogía utilizada en el deporte tiene y ha tenido unas connotaciones muy marcadas que pueden justificar de algún modo la crisis en la que el deporte se encuentra y el progresivo alejamiento de las tendencias pedagógicas actuales.




ABRIR LAS CIENCIAS SOCIALES

Las ciencias sociales han padecido desde su nacimiento una definición y un estatuto ambiguos. Al principio parecía clara su distinción con respecto a las ciencias naturales, pero el desarrollo académico, por un lado, de las humanidades, y las crecientes implicaciones sociales de las disciplinas de la naturaleza, por el otro, hicieron borrosos sus límites disciplinarios. Al propio tiempo, el desarrollo impetuoso de las universidades en todo el mundo vino a hacer imperiosa una reflexión seria sobre la estructuración de las ciencias sociales.




EL FUTBOL

A través de los años al frente de la materia de futbol, me percate de que la gran mayoría de jóvenes a los que se les impartía clase primero debían de aprender “o desaprender” conductas de las cuales no son del todo de un futuro educador físico, pues veían a este deporte como un rato más para pasar el tiempo dentro de la misma institución escolar.
Al contrario las mujeres y futuras docentes les parecían a veces difíciles por las conductas aprendidas dentro de la misma sociedad y el rol que la misma le otorga al sexo “débil”, por lo cual al comparar a los alumnos, las damas eran las que más aprenden futbol mucho más que los mismos compañeros, ¿por qué sucedía esto? Es una simple razón..., la de que las mujeres venían a enfrentar una clase más y por consiguiente con una mayor apertura que la de los hombres, que pensaban que sabían más y por consiguiente exigen mayor nivel.




DIDÁCTICA DE LA PROBLEMATIZACIÓN EN ÉL CAMPO CIENTÍFICO DE LA EDUCACIÓN

En 1988 formulé una serie de reflexiones sobre la vinculación de la docencia y la investigación
La presente contribución pretende ubicarse en el plano operativo. Razones no faltan. Llega un momento en que el discurso sobre la vinculación docencia-investigación corre el riesgo de caer en generalidades si no se hace referencia concreta al profesor-investigador; más aún, si no se sitúa en alguno de los quehaceres del proceso de generación de conocimientos...



ENSEÑAR A INVESTIGAR

Investigar no es tanto una cuestión de definiciones, sino de saberes prácticos y operativo; más que problema de conceptos es asunto de estrategias, de quehaceres y prácticas y habilidades. Asimismo, no se enseña a investigar a un estudiante de filosofía de la misma manera que a un sociólogo, como tampoco a un historiador, que a un periodista o a un comunicólogo y, en última instancia, se enseña a todos ellos de manera diferente que como se enseña a un médico, a un ingeniero químico o a un biólogo. A partir de estas y muchas otras consideraciones se plantea el objeto central de este estudio: la formación de investigadores y en particular, las maneras de enseñar a producir conocimientos científicos en el campo de las ciencias sociales y de las humanidades. El referente práctico son los procesos, las prácticas y las estrategias de la formación de investigadores en diferentes dependencias de intituciones, en especial la Universidad Nacional Autónoma de México.




LA EDUCACIÓN FÍSICA EN EL PENSAMIENTO DE JOSÉ MARÍA CAGIGAL (1928-1983): APORTACIONES Y VIGENCIA ACTUAL

El rasgo fundamental e identificador de José María Cagigal es el fuerte traspaso que existe entre su vida y su obra. Podemos afirmar que su trayectoria vital, su carácter y su ideario, es decir sus aspectos biográficos, están reflejados en su obra siendo ésta una de las claves para comprender la trayectoria de nuestro personaje: la constante congruencia entre la vida y la obra. Se observa una inequívoca vocación de atar su vida y su obra, de plasmar en ésta lo que sucede en aquélla (su vida le sirve de índice para su obra a partir de conceder valor supremo a la dignidad humana y considerar al hombre como obra maestra de Dios). Todos los sentimientos, anhelos, proyectos y realizaciones que aparecen en su obra son como una continuidad de su biografía, nuestro hombre vivencia los valores de los que habla y transmite.






LAS TEORÍAS DE LA PSICOLOGÍA EDUCATIVA (ANÁLISIS POR DIMENSIONES EDUCATIVAS)

El presente trabajo está dirigido a todas aquellas personas interesadas en conocer las aportaciones educativas de seis teorías psicológicas en dimensiones claves del ámbito educativo. Son varios los propósitos que nos ánimo a realizar estos apuntes; por un lado, consideramos necesario presentar aunque sea en forma un tanto esquemática, un breve análisis de las teorías psicológicas que han abordado de alguna o de otra forma las distintas y complejas facetas de la problemática educativa, con el ánimo de promover la contrastación y comparación de las semejanzas y diferencias entre ellas. En este sentido, nos parece que este escrito puede ser guía pero sobre todo catalizador, para los intereses de las personas, induciendo el deseo de motivarlos a reflexionar, discutir y profundizar sobre temas más particulares de los enfoques que exponemos. Esto posibilitará la identificación de que aspectos del continuo psicológico resaltan, cuales omiten, a cuales dan prioridad, etc. Un análisis cuidadoso de estas teorías revelará sus puntos de divergencia pero también sus convergencias y posibles interacciones, que en apariencia sería difícil de encontrar siendo teorías tan disímbolas.




LA EDUCACIÓN ES EDUCARSE

Señoras y señores, como ustedes ven, soy un anciano achacoso y no deben esperar de mí que esté ala altura de mi productividad o de mí sabiduría. Eso de estar a la altura de la propia sabiduría es, de todos modos, una pretensión algo dudosa. Con todo, siendo un hombre tan anciano, se puede decir con certeza que he reunido una gran experiencia. Pero la verdad es que mi actitud frente a ustedes es también una actitud bien curiosa. ¡Es tanto lo que quisiera aprender de ustedes! Debería saber cómo es hoy una escuela, cuáles son las preocupaciones que tienen hoy los padres, las que tienen sus hijos, las que tienen sus hijas, y todo lo que precisamente ya no sé. Me he preguntado si podía sentirme llamado a hablar de estas cosas; y, sin que yo desee imponerlo, hemos acordado que, en el caso de que absorba la atención demasiado tiempo, tengamos un debate más corto. Si puedo abreviar algo la conferencia, espero que tengamos un debate más largo.